Últimas Noticias

16 de julio de 2018

CLAUDIA RUIZ MASSIEU ASUME LA PRESIDENCIA NACIONAL DEL PRI

Anuncia que convocará a la Comisión Política Permanente y al Consejo Político Nacional para impulsar un proceso de renovación incluyente.

Hace un llamado a la unidad de todos los sectores para promover un profundo cambio, ordenado y con apego a la legalidad
René Juárez Cisneros concluye su periodo al frente del partido y asegura que la transformación del instituto político debe ser total, para enarbolar las causas de los más pobres
Rubén Moreira Valdez, asume la Secretaría General de este instituto político

Claudia Ruiz Massieu asumió este lunes la presidencia del Comité Ejecutivo Nacional del PRI, en sustitución de René Juárez Cisneros, quien presentó su renuncia al cargo que ocupó desde el pasado 4 de mayo.
La nueva dirigente nacional aseguró que llevará la conducción del partido con responsabilidad, y anunció que convocará a la Comisión Política Permanente y al Consejo Político Nacional, para llevar a cabo el cambio de dirigencia.

“Trabajaré para asegurar que dicha convocatoria sea emitida y se lleve a cabo de manera ordenada, incluyente y apegada a la legalidad”, aseguró.

Luego de hacer un amplio reconocimiento al compromiso y trabajo desplegado por René Juárez, durante el tiempo que encabezó la dirigencia priista, Ruiz Massieu llamó al priismo a construir la unidad desde la democracia interna para aportar, con ánimo constructivo y propositivo, a la tarea común de renovar a nuestro partido.

Con ello, precisó, se garantiza que el proceso de renovación del Comité Ejecutivo Nacional se lleve a cabo en tiempo y forma.

Resaltó que este ejercicio debe realizarse de abajo hacia arriba, de la base a la dirigencia, de los estados hacia el centro, donde todas las expresiones del PRI tengan el derecho, que también es deber, de expresarse.

Adelantó que propondrá la creación de una Comisión Nacional, plural e incluyente, para conducir el proceso de profunda reflexión “que impulse la gran reforma del partido, una reforma cimentada en la unidad”.

Ruiz Massieu aceptó estar consciente de que asume esta responsabilidad “en el momento más complejo que hemos encarado en nuestra historia reciente como organización política”.

“Tengo la certeza de que desde la unidad, y a partir de la democracia interna, con nuestra militancia al centro, lograremos replantearnos, reinventarnos y renovarnos, a fin de refrendar al PRI como un partido grande, el partido popular que conquiste nuevamente la confianza mayoritaria ciudadana, para seguir sirviendo a México”, aseveró.

De acuerdo a los estatutos del Partido, Rubén Moreira Valdez también asumió este día la Secretaría General de este instituto político.

Al presentar su renuncia a la dirigencia nacional del PRI, René Juárez Cisneros hizo un ejercicio autocrítico de por qué la ciudadanía dejó de otorgarle su respaldo al PRI.

Hizo notar que los tiempos actuales “demandan una nueva forma de hacer política, que empate con los viejos y nuevos reclamos de la sociedad y una nueva forma de comunicarnos, donde su eficacia esté en su sencillez y claridad pero, sobre todo, en su pertinencia”.

Al invitar a los priistas a entender la lección de la elección, afirmó que “para regresar al poder, debemos de aprender de la derrota; la militancia debe expresarse, el camino real será la nueva etapa del Partido Revolucionario Institucional”.

Finalmente, señaló que mantiene “una actitud firme de servir a mi partido cuando me requiera y nada me daría más gusto que con la validación de las bases. Llegué a esta dirigencia con la frente en alto, y con la frente en alto me voy”, concluyó.



Mensaje a medios que ofreció la Maestra Claudia Ruiz Massieu en la sala de prensa del CEN del PRIMuy buenas tardes a todas y todos.

Distinguidos miembros de los medios de comunicación.

Querido René Juárez.

Compañeras y compañeros de partido.

Muchas gracias por su presencia.

En primer lugar, quiero expresar mi reconocimiento y mi admiración a nuestro compañero, al hombre de partido, a mi amigo René Juárez Cisneros.

René Juárez tuvo la encomienda de tomar el timón de nuestro instituto político, a dos meses de la jornada electoral más grande y más desafiante en la historia moderna de México.

Desde el inicio, el tamaño del reto era claro. Pero él, militante forjado desde el seccional, priista formado en las bases, no dudó en atender al llamado del partido.

Lo hizo con institucionalidad, con compromiso y con generosidad. Lo hizo acercándose a la militancia, generando unidad e inspirándonos con su ejemplo de entrega y convicción. Por ello, el priismo le tiene una deuda de gratitud permanente.

Llegué a la encomienda de Secretaria General del partido gracias a la confianza que me dio el Consejo Político Nacional, que me eligió para concluir el periodo estatutario 2015-2019.

He desempeñado ese cargo con dedicación, compromiso y convicción.

Hoy, tras la decisión del Lic. Juárez Cisneros de concluir su encargo, en virtud del principio de prelación que establecen nuestros Estatutos, tengo el honor de asumir la Presidencia del Partido Revolucionario Institucional. Una tarea que llevaré a término con cabalidad, responsabilidad y gratitud a esta institución que me ha dado tanto.

Desde esta posición, como una de mis primeras acciones, convocaré en los próximos días a la Comisión Política Permanente, y en los plazos estatutarios, al Consejo Político Nacional, para la renovación de la dirigencia que habrá de concluir el periodo del Lic. Manlio Fabio Beltrones.

En este sentido, trabajaré para asegurar que dicha convocatoria sea emitida en tiempo y forma, así como para que el proceso de renovación del Comité Ejecutivo Nacional se lleve a cabo de manera ordenada, incluyente y apegada a la legalidad.

Estoy consciente que asumo esta responsabilidad en el momento más complejo que hemos encarado en nuestra historia reciente.

Cuando rendí protesta como Secretaria General, hice un compromiso con la militancia. En aquella ocasión, dije “no voy a ponerme delante de ustedes, y exigirles que me sigan: voy a estar al lado de ustedes, para invitarlos a que me acompañen”. Como Presidenta, ratifico ese compromiso.

Habré de convocar a una Comisión Nacional plural e incluyente, que conduzca el proceso de profunda reflexión, que impulse la gran reforma del partido.

Una reforma cimentada en la unidad, en la pluralidad, en la democracia y en el servicio a los que más lo necesitan.

En este primer mensaje como Presidenta del Comité Ejecutivo Nacional, quiero hacer un llamado al priismo: construyamos esa unidad desde la democracia interna, de abajo hacia arriba, de la base a la dirigencia, de los estados hacia el centro, donde todas las expresiones del PRI tengan el derecho, que es también el deber, de aportar, con ánimo constructivo y propositivo, a la tarea común que tenemos todas y todos los priistas de reformar a nuestro partido.

Hace 26 años que milito en el Partido Revolucionario Institucional. Desde que inicié mis actividades partidistas tuve claro que la era del partido casi único, y de las victorias aseguradas, había terminado, para dar paso a una etapa donde la transición permanente es parte de nuestra normalidad y salud democráticas.

Como muchos, soy una priista de la resistencia: forjé mi carrera y mi identidad priista desde la oposición, y tuve el honor de caminar, junto con la militancia, en aquél primer esfuerzo de reconstrucción, con el que recuperamos finalmente la Presidencia en 2012.

El partido me ha dado muchas oportunidades. Todas ellas las he desempeñado con responsabilidad: desde hacer campaña, ser parte del Poder Legislativo federal y como miembro de un gobierno emanado de nuestro partido.

A lo largo de estos años he aprendido que las adversidades nos impulsan a ser más fuertes y a transformarnos, son una extraordinaria oportunidad para vencer los retos.

Por eso, tengo la certeza de que nuevamente, desde la unidad, y a partir de la democracia interna, con nuestra militancia al centro, lograremos replantearnos, reinventarnos y renovarnos, a fin de refrendarnos como el partido grande, el partido popular, que conquiste nuevamente la confianza, la mayoría ciudadana, para seguir sirviendo a México.

Asumo la Presidencia de nuestro partido como una militante que ama al PRI y que ama a México. La asumo con plena convicción de que si hacemos un ejercicio de reflexión verdadero, incluyente, cercano a la gente y cercano a la militancia, habremos de reconquistar la confianza ciudadana y podremos seguir sirviendo a México.

Asumo esta Presidencia con responsabilidad, pero con humildad y también con orgullo partidista.

Asumo con plena conciencia del reto que implica, con plena conciencia también del momento histórico que vive nuestro partido y del momento histórico que vive México.

Muchas gracias.



Comparte la Noticia :
 

Top