Últimas Noticias

20 de enero de 2021

Don Pancho prepara maletas

 

Fauna Política. Por Rodolfo Herrera Charolet En menuda disyuntiva se encuentra Francisco Castillo Castillo, un cholulteca que ya fue regidor y presidente municipal de San Pedro Cholula, además de presidente auxiliar de Santa Barbara Almoloya y que actualmente es servidor público del gobierno que encabeza Morena. Flaco favor le hicieron sus amigos en candidatearlo y adelantar vísperas a la selección de candidatos a ser electos el próximo 6 de junio de 2021.




 Aun cuando en su interior persiste el su interés de ser nuevamente candidato a alcalde y que tiene derecho como cualquier otro, los acontecimientos recientes lo imposibilitan. La razón de peso para que don Pancho no sea candidato, es su relación laboral con la actual administración, en donde el asunto de lealtad puede ser contraproducente. Esto es así porque no podría competir dentro de una planilla contraria a quien le tendió la mano, sería un acto de deshonor, deslealtad o simplemente una marranada, que sería mal vista por el electorado, o está o no está. Aun cuando hiciera su renuncia a su militancia PRIísta, su trabajo frente a la actual administración lo califica con el mismo racero con el cual se califica al alcalde. Por lo tanto la posibilidad que se abre ante él, es su posible integración dentro de la planilla que encabece el candidato de Morena, en la posición 3, 5 o 7, en caso remoto de que fuera del género femenino el que la encabece, sería en la posición 4,6 u 8. 





En el mejor de los casos. Posibilidades de ser candidato a diputado federal, se esfuman, ya hay precandidatos registrados y no figura su nombre. En el caso de los candidatos a diputados locales en el distrito hay más de uno de los aspirantes con mejor posicionamiento mediático o relación con las dirigencias partidistas, entre ellos/as los y las diputadas actuales y otros fuertes aspirantes como Alejandro Oaxaca quien también ya fue presidente municipal, pero se lo lleva de calle al haber sido diputado local en dos ocasiones, diputado federal, juez, ministerio público y doctorante en derecho. Otro fuerte aspirante y que los astros pueden acomodarse a su favor es Julio Lorenzini Rangel quien ya fue diputado local y federal, Secretario de Desarrollo Rural, empresario y doctor en derecho. Y por si no fuera poco, hay media docena de mujeres que lo rebasan académicamente y con presencia social ajena a la actual administración. No se diga del visto bueno del gobernador en turno a favor de sus diputadas y diputados en el H. Congreso del Estado que pueden reelegirse. Lo bueno que tiene don Pancho, es que ya ha participado en diversas administraciones públicas y logrado acuerdos políticos, impulsando en todo momento su proyecto propio, que no de grupo que pudo darle mayor fortaleza política. Pero eso ya es historia y parte de su carta de presentación. Don Pancho tiene a su favor, que no obstante de haberse iniciado un procedimiento administrativo de inicio de responsabilidades por deficiencias en sus cuentas públicas, estas fueron subsanadas y aprobadas por la LV Legislatura. También resultó saneado el error de haber concesionado el Kiosco a un particular en donde la administración panista pagó alrededor de un millón de pesos para recuperarlo en favor de los cholultecas. Otros errores menores de su administración, fueron solventados satisfactoriamente con poco costo para el erario. 




Asuntos de poca importancia comparada contra los escándalos de corrupción, facturas apócrifas y enriquecimiento inexplicable, de otro u otros alcaldes que han pasado por la administración cholulteca. Como quien dice, don Pancho resultó tener una cola muy chiquita que pisar, lo que le ha permitido regresar al gobierno en cargos menores, sin mayor reproche que el que ahora se hace. Así que si bien es legítima su aspiración, es complicada y remota. Por lo pronto, si don Pancho desea participar en algún cargo de elección popular en el proceso electoral iniciado en este 2021, debe iniciar por lo básico, preparar sus maletas y separarse del cargo, antes de seguir abonando a su complicada designación. Si lo hace a decisión propia bien podría perder la oportunidad de renegociar su cargo público, tanto actual como para la próxima administración. Para bien o para mal, don Pancho prepara maletas
Comparte la Noticia :

Publicar un comentario

 

Top