Últimas Noticias

21 de agosto de 2018

La victoria electoral de AMLO no significa que se terminó la lucha de clases


No queremos funcionarios que vayan a hacer clientela al campo y que vayan a repetir las viejas prácticas clientelares del PRI

En conferencia de prensa, el Senador Electo José Narro Céspedes, afirmó que el Poder Ejecutivo resuelva los conflictos agrarios que no se han terminado de resolver, pues los que están pendientes son los más graves y no ha habido justicia agraria, vivimos acciones de despojo en contra de los campesinos.


Narro aseguró que la victoria electoral de AMLO “no significa que se terminó la lucha de clases, que ya ganamos los desamparados, lo explotados, los oprimidos y marginados del país, no hemos ganado nada, todavía y la derecha está actuando”.


Por eso creemos que hay que reagruparnos y organizarnos para profundizar el triunfo.

El también dirigente de la Coordinadora Nacional Plan de Ayala (CNPA), aseguró que “no queremos que el gobierno vaya al campo; le apostamos a que haya un gobierno del campo, es decir que los campesinos se organicen”.

Así, reitero que “no queremos funcionarios que vayan a hacer clientela al campo; no queremos que, en vez de ir a ayudar, vayan a repetir las viejas prácticas clientelares y corporativas del PRI”.

“Queremos definir las políticas públicas para el campo y para el país”. Sentenció el Senador Electo.

Por ello, el Senador planteó la necesidad de construir un Instituto Nacional de Desarrollo Agrario que dependa directamente del presidente, porque SEDATU se ha convertido en una inmobiliaria, y no hemos visto un solo asunto agrario resuelto en los últimos 3 años.

El líder campesino afirmó que “estamos preocupados porque este gobierno, no ha tocado, en una sola línea, el tema de la tierra, el tema por el que Zapata luchó.”

Por esto, Narro Céspedes anunció la CNPA, ante la nueva situación que vive el país desde el 1 de julio, plantea su Congreso Nacional para el 22 y 23 de octubre, al tiempo que, durante agosto y septiembre, realizará en todos los estados del país, Congresos Estatales.

Esto con el fin de discutir la estrategia de la nueva coyuntura nacional y construir Comités Plan de Ayala en los 32 estados de la república, “comités comunitarios y en las cabeceras municipales que tienen que ver con el fortalecimiento de CNPA”.

Narro dijo que “si las organizaciones sociales quieren jugar un papel más importante, es fundamental que nos dotemos (sic) de estructura y nos dediquemos a participar en las definiciones del campo e impulsar los cambios que el campo necesita”

En este sentido, dijo que la CNPA está buscando fortalecer las relaciones de las organizaciones campesinas, con las organizaciones rurales de América Latina y del Caribe, “vamos a buscar reconstruir la unidad del movimiento campesino e indígena entre México, América Latina y el Caribe”.

Por otra parte, el Senador denunció que la empresa de capital estadounidense Ferromex, detuvo sus actividades en el municipio zacatecano de Felipe de Cañitas Pescador, dejando en la indefensión a más de 500 familias que viven de las maniobra, operación, traslado y cambio de turno de personal ferroviario, por lo cual, miembros de la CNPA tomaron de forma pacífica las inmediaciones de las vías férreas con la finalidad de exigir se instale de inmediato una mesa de diálogo donde participe el gobierno federal, estatal y directivos de la mencionada empresa.

El Senador advirtió que, en el caso del cierre de las actividades de Ferromex en este municipio, se correría el riesgo de que se convierta en un pueblo fantasma, que no habría actividad económica que se sostuviera a los aproximados diez mil habitantes.

Los manifestantes exigen la Reinstalación de alrededor de cien empleos directos; Activación de quinientos empleos indirectos; Realización de obras de carácter social; Indemnización por cien años de derecho de paso por esta estación; Reactivación de la economía del municipio. Reinstalación de itinerarios del ferrocarril en esta cabecera municipal; Regrese el tren de pasajeros y que se reinstale el patio de maniobras que dejo de trabajar desde el primero de junio de este año.

Cabe mencionar que después de haber sido paralizado las actividades en la vía férrea lo único que se obtuvo como respuesta gubernamental de Zacatecas, fue la presencia de los cuerpos policiacos.

Así, José Narro hizo un llamado al Gobierno Federal, aún en funciones, y al Gobernador de Zacatecas, Alejandro Tello Cristerna para que aborden el tema para que cientos de familias no pierdan su forma de vida y se vean obligados a migrar.

De la misma forma, se hizo un llamado a la empresa Ferromex para que garantice a las familias zacatecanas los compromisos que signaron cuando fue privatizado Ferrocarriles Nacionales de México en su favor, donde se comprometieron a modernizar los ferrocarriles, pero también a garantizar el desarrollo humano de todas las regiones del país donde transita y garantizar las fuentes de empleo con ingresos dignos para sus familias.
Comparte la Noticia :
 

Top