Últimas Noticias

5 de agosto de 2021

Rusia reemplaza a México como el segundo mayor proveedor extranjero de petróleo

 








 de EE.UU.  Las importaciones estadounidenses de productos petrolíferos crudos y refinados de Rusia aumentaron un 23 % en mayo respecto al mes anterior, hasta situarse en 844.000 barriles por día. Rusia reemplaza a México como el segundo mayor proveedor extranjero de petróleo de EE.UU. Sputnik Rusia está suministrando más petróleo a los EE.UU. que cualquier otro productor extranjero, aparte de Canadá, revelan nuevos datos publicados por el Gobierno estadounidense. Las importaciones estadounidenses de productos petrolíferos crudos y refinados de Rusia aumentaron un 23 % en mayo respecto al mes anterior, para situarse en 844.000 barriles por día.





 De esta manera, el país euroasiático se ha convertido en el segundo mayor proveedor de crudo de EE.UU. tras superar a México, cuyos envíos a su vecino del norte aumentaron menos del 3 %. En total, Rusia exportó 26,17 millones de barriles de petróleo crudo y productos derivados al mercado estadounidense en mayo, lo que representa un aumento interanual de casi 2,5 veces, según la Administración de Información de Energía (EIA) del Departamento de Energía estadounidense. Bloomberg explica que Rusia se ha convertido en una fuente privilegiada para los fabricantes de combustible de EE.UU. en gran parte porque produce una amplia gama de aceites semirrefinados como Mazut 100, una materia prima ideal para las refinerías estadounidenses, acostumbradas a procesar crudo espeso y fangoso de Venezuela y Oriente Medio. De hecho, los registros del Servicio Federal de Aduanas de Rusia muestran que EE.UU. compró casi una quinta parte de las exportaciones totales de petróleo pesado del país durante los primeros cinco meses de 2021, lo que convierte a la nación norteamericana en el mayor comprador de productos de esta categoría, que incluye a Mazut 100. Rusia sigue siendo uno de los mayores socios estratégicos de EE.UU. en el sector energético, a pesar de las tensiones entre Moscú y Washington en varios campos, incluido el de la energía.



 La Casa Blanca critica con insistencia el proyecto del gasoducto Nord Stream 2 liderado por Rusia, aunque renunció finalmente a las sanciones contra la compañía que lo construye y su director ejecutivo. Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!



RT

Comparte la Noticia :

Publicar un comentario

 

Top