Últimas Noticias

11 de diciembre de 2017

Netanyahu anima a los países de la Unión Europea a trasladar sus embajadas de Tel Aviv a Jerusalén

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, instó a los países de la Unión Europea a trasladar sus embajadas de Tel Aviv a Jerusalén, como ha anunciado Estados Unidos, reconociendo así a esa ciudad como capital del Estado de Israel.

"Creo que todos o la mayor parte de los países europeos trasladarán sus embajadas a Jerusalén, reconocerán que es la capital de Israel y se implicarán de forma firme con nosotros en seguridad, prosperidad y paz", indicó Netanyahu en una declaración a la prensa junto a la alta representante de la UE para la Política Exterior, Federica Mogherini. "Aunque aún no tenemos un acuerdo, creo que esto es lo que pasará en el futuro", aventuró. Netanyahu pidió además esperar a conocer la propuesta "en camino" de la Administración estadounidense para la paz en Oriente Medio.

"Creo que deberíamos dar una oportunidad a la paz, ver lo que se presenta y ver si podemos avanzar en la paz", enfatizó, a la vez que consideró que ésta debe "empezar por un sitio: reconocer el Estado judío (...) Que lo reconozcan los palestinos, y el hecho de que Jerusalén es su capital".

No obstante, el ministro de Exteriores francés, Jean-Yves Le Drian, y el secretario de Estado británico para Europa y las Américas, Alan Duncan, expresaron el rechazo de sus países y la UE al reconocimiento de Jerusalén como capital de Israel por parte de Estados Unidos. "No estamos de acuerdo con el anuncio de que Jerusalén es la capital. Debería haber habido una decisión final de Estado, en particular porque Jerusalén está dividida en este y oeste y Jerusalén Este básicamente no es parte de Israel", dijo Duncan a su llegada a la reunión de titulares de Exteriores de la UE.

El secretario de Estado británico insistió en que los Veintiocho transmitirán este mensaje "muy claro" al primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, que ha sido invitado a participar en un desayuno informal durante este consejo, en la que es la primera visita de un jefe de Gobierno de Israel a las instituciones europeas en Bruselas en 22 años. Por su parte, el ministro de Exteriores francés indicó que su país está en "desacuerdo" con la decisión del Gobierno estadounidense de Donald Trump y que esta "es también la posición de la UE".

El primer ministro israelí insistió en que su país "ha extendido su mano a la paz con sus vecinos palestinos durante cien años". "Hemos sido atacados constantemente, no por uno u otro trozo de territorio sino por cualquier territorio que fuera un Estado, una nación-Estado para el pueblo judío", opinó.

"En cualquier frontera, fue rechazado por nuestros vecinos. Y esto es lo que llevó al conflicto y lo que lo continúa", dijo en referencia a la "negación continua de los palestinos al derecho de Israel de existir como un Estado judío, y la negación de nuestra historia". Netanyahu puso de relieve que "durante tres mil años Jerusalén ha sido la capital del pueblo judío, desde los tiempos del rey David", y que cuando vivían los judíos en los guetos europeos "nunca perdieron su conexión" con la Ciudad Santa. Lamentó en concreto que la ONU o la Unesco "nieguen esa conexión" y "la verdad histórica de que Jerusalén ha sido la capital de Israel durante los últimos 70 años".

"Lo que el presidente Trump ha hecho es poner claramente los hechos sobre la mesa. La paz se basa en la realidad, en reconocer la realidad. Y creo que el hecho de que Jerusalén es la capital de Israel es claramente evidente para todos los que visitan Israel", apuntó. Para Netanyahu, esta cuestión "no obvia la paz" sino que "hace la paz posible, porque reconocer la realidad es la sustancia, la base de la paz". La Unión Europea mantiene que se debe buscar una solución negociada a la crisis en Oriente Medio con la convivencia de dos Estados, el israelí y el palestino, y que Jerusalén debe ser capital de ambos a fin de satisfacer las aspiraciones de las dos partes.
Fuente: EFE
Comparte la Noticia :
 

Top