Últimas Noticias

28 de diciembre de 2017

Las bromas del Día de los Inocentes que hicieron historia



Por.Mara Martín , Madrid.


ABC, día de los Santos Inocentes

Hoy es el día de los Santos Inocentes y aunque ahora se vive como un día de bromas y diversión su origen es realmente trágico. Según el Evangelio de Mateo, el rey Herodes al oír que había nacido Jesús, predestinado a convertirse en rey de los judíos y Mesías, ordenó matar a todos los niños menores de dos años nacidos en Belén. El pasaje bíblico es conocido como la Matanza de los Inocentes y es uno de los referentes que han originado la actual tradición. Evidentemente hasta llegar a la celebración de una fiesta con sus correspondientes bromas el día ha ido sufriendo transformaciones a lo largo de la historia.



Con la llegada de los medios de comunicación las inocentadas se universalizaron y tomaron otra dimensión, ya que muchos de ellos no dudaron en participar con la publicación de noticias falsas o bromas a personajes conocidos. Algunas de las ocurrencias de periódicos y televisiones han pasado ya a la historia del día de los Santos Inocentes.


En abril de 1957, la BBC de Londres emitió un programa especial sobre la recolección de espaguetis en Suiza. Hablaba de un año extraordinario en la recogida de pasta por la definitiva exclusión del parásito de los espaguetis. Aunque parezca surrealista muchos británicos fueron engañados, ya que esta cadena fue una de las primeras en atreverse a incluir una broma en sus informativos, aún puede verse el reportaje original:





El diario ABC se atrevió por primera vez en 1905. Aquel día, sobre una fotografía de media página en la que se palpaba la tragedia, el diario señalaba que el viaducto de la calle Segovia se había venido abajo: “A las cuatro y media, cuando nuestro número estaba para entrar en máquina, recibimos aviso telefónico de que el viaducto de la Calle Segovia se ha hundido. El hundimiento de parte de esta hermosa vía […] se produjo a las cuatro y veinticinco minutos. El estrépito fue tremendo”, se podía leer. Al día siguiente aclararon la broma, que fue por lo general bien acogida por los lectores.



Dos años después, este mismo periódico hizo una nueva inocentada a sus lectores, ni más ni menos que en plena Primera Guerra Mundial. Una supuesta fotografía (falsa, aunque con buena edición para la época) en la que se podía apreciar un zeppelin que, de improviso, había aterrizado cerca del Casino de San Sebastián (en el País Vasco). La instantánea contaba con el siguiente pie de foto: "Numeroso público contemplando el Zepelinn que aterrizó en la madrugada". Curiosamente, la broma se ubicaba justo encima de una noticia en la que se hablaba del nuevo jefe del Estado Mayor del Ejército alemán.

Las marcas no quieren perder la oportunidad y en varias ocasiones han aprovechado el día para hacerse notar, es el caso de Burger King, que envió un comunicado a los medios españoles anunciando que la marca habría decidido agregar una “U” a su nombre para acercarse más al mercado español. La idea era “españolizar” su nombre. Por ello, “Burger King” pasaría a ser “Burguer King”. Muchos medios cayeron y se hicieron eco de ello.

También es el caso de Google lo celebró poniendo su motor de búsqueda al revés, incluso en las pestañas de navegación. Para poder realizar una búsqueda era necesario escribir las palabras deletreándolas de atrás para adelante, obligándote además a leer los contenidos encontrados de derecha a izquierda, es decir, con un espejo.



Entre las más televisivas se encuentra la de TVE. Nuevamente un informativo se arriesgó a introducir una noticia a modo de broma entre las reales. En 1986 Agustín Remesal, corresponsal de TVE en Nueva York, anunció la llegada del día del juicio final. Un momento para el que EEUU estaba preparado: Bill Clinton sería enviado al espacio



Por último, El Hormiguero se coronó con una de las más preparadas. Sin embargo, tal fue el revuelo tras esta broma, que Pablo Motos y compañía tuvieron que salir al paso para pedir disculpas por la polémica generada. El encargado de llevar a cabo el engaño fue el mago Yunke, conocido por sus ilusiones llevadas en ocasiones al extremo. Pero están todos metidos en el ajo, incluido el propio Dani Martín. Al cantante le ponen en la guillotina y la cabeza del cantante se precipita en el cesto, Pablo Motos simula estar nervioso y ordena a los cámaras que dejen de grabar al grito de "¡Fuera, fuera!":
Te Interesa.es
Comparte la Noticia :
 

Top